Me divorcié, ¿cómo planifico mi año?

Tiempo de lectura: 4 mins
22 lecturas
Me divorcié

¿Te gustaría poder decir me divorcié pero el mejor año de mi vida está por llegar?. Todo proceso de cambio será posible después de desarrollar una serie de acciones pensadas de forma estratégica, y eso no es otra cosa que planificar o pensar antes de actuar. Si para tener éxito en tu negocio tienes que hacer una planificación, ¿qué te hace pensar que para organizar tu vida luego de una separación no?, la planificación será tu mejor aliada siempre, ya sea que busques logros personales, económicos, laborales o de reinvención.

El inicio de un año nuevo es muy propicio para aprovechar al máximo y avanzar.  Los cambios de hábitos o la incorporación de nuevas rutinas son muy recomendables cuando se trata de nuevos comienzos, y qué mejor que arrancar el 2021 con la mente enfocada y la intención bien dispuesta.

Sin duda, el año 2020 ha sido complejo y difícil para todos en muchos sentidos. Si además le sumas una ruptura amorosa pues el reto es mucho mayor, sin embargo, en lugar de concentrarte en lo que has dejado atrás te invito a cambiar la perspectiva y enfocarte en lo que sí puedes controlar: tus acciones y la actitud para encararlas.

Por experiencia sé que ver el año completo te podría abrumar, por esa razón te dejo mis recomendaciones, como tú, yo también me divorcié y aprendí la importancia de contar con un plan en momentos de tanta transformación e incertidumbre.

  1. Planifica con base a trimestres:

La estrategia que te propongo es trabajar utilizando como base los 4 trimestres del año (es importante que determines cuál es la meta que deseas lograr y a la que le vas a dar toda tu energía) una vez que la tengas establecida piensa cuales son las cuatro tareas más importantes para llegar a ese objetivo y las ubicas según tu criterio al final de cada trimestre.

Esto te facilitará visualizar los objetivos en el tiempo. No es algo complicado, aunque si te tomará varias horas de trabajo determinar los objetivos y asignarles un lugar en el tiempo. Sin embargo, esto te ahorrará en el futuro muchas horas de incertidumbre por no tener claro qué es lo que quieres hacer.

  1. Jerarquizar y priorizar objetivos:

Una vez que has definido los planes trimestrales será necesario priorizar en cada uno de ellos. Es que no todos los objetivos tienen la misma importancia o prioridad, así que el siguiente paso es ordenar y asignarles una secuencia.

Adicionalmente, cada uno de esos objetivos vas a definirlos cumpliendo con la metodología SMART, también conocida como definición de objetivos inteligentes:

  • [S]pecific:

Cada uno de los objetivos que te propongas debe ser lo más delimitado y detallado posible. Algunas preguntas que te puedes hacer en esta etapa:

  • ¿Qué es lo que realmente quieres lograr?
  • ¿Cuál aspecto de tu vida deseas cambiar?
  • ¿Qué significa para ti lograrlo?
  • ¿Cuáles serían las consecuencias de NO tomar acción?
  • [M]easurable:

    Deben ser susceptibles de medición o al menos estar unidos a un valor numérico que nos permita valorar su eficiencia. De esta forma sabrás si lo alcanzaste o cuánto falta para lograrlo. Algunas preguntas que te puedes hacer en esta etapa:

  • ¿Qué puedo hacer hoy?
  • ¿Cuál es la fecha tope para alcanzarlo?
  • ¿Cómo sabré cuando lo cumpla?
  • [A]chievable:

    Los objetivos que te fijes no sólo deben ser ambiciosos sino también alcanzables, soñar está muy bien pero cuando se trata de planificar lo mejor es partir con los pies en la tierra. Algunas preguntas que te puedes hacer en esta etapa:

  • ¿Esta meta representa un desafío para mí?
  • ¿Cómo puedo alcanzarla?
  • ¿Depende solo de mí lograrlo?
  • [R]elevant:

Se trata de establecer objetivos que puedas alcanzar con los recursos, tanto humanos como materiales, con los que cuentas en este momento. Algunas preguntas que te puedes hacer en esta etapa:

  • ¿Qué estoy dispuesta hacer para lograrlo?
  • ¿Qué evita en este momento que lo logre?
  • ¿Con qué recursos cuento?
  • [T]ime-bound:

Si se establecen unos objetivos, éstos deben estar asignados a un plazo determinado para cada uno de ellos. No deben quedar en el aire y como vimos, funcionarán mejor poniéndoles fecha desde el principio. Algunas preguntas que te puedes hacer en esta etapa:

  • ¿Cuándo?
  • ¿Dónde?
  • ¿Tengo mi plan de acción?
  • ¿Sé cuales son las tareas que debo hacer para llegar a mi objetivo?

Por ejemplo

si tu objetivo es SALIR DE TU DEPRESIÓN  porque tus emociones no te dejan ni pensar, podrías entonces definirlo así:

  • ¿Eso es lo que realmente quieres lograr? – Quiero superar esta depresión que me está afectando.
  • ¿Cuál aspecto de tu vida deseas cambiar? – Mi estado de ánimo, no logro estar estable con ninguna emoción, paso mucho tiempo llorando.
  • ¿Qué significa para ti lograrlo? – Significaría tomar el control de mi vida otra vez.
  • ¿Cuáles serian las consecuencias de NO tomar acción? – Seguir cayendo más profundo en la tristeza, ansiedad, miedo e ideas de muerte.
  • ¿Qué puedo hacer hoy? – Puedo buscar ayuda, voy a tomarme unas horas navegando por internet y ver cuáles son mis opciones y decidir quién me va acompañar en este camino (Coach, Psicólogo, Psiquiatra, Terapeuta).
  • ¿Cómo sabré cuando lo cumpla? – Cuando ya no sea la depresión la que induzca mis decisiones ni me lleve por un camino de desesperanza y dolor.
  • ¿Esta meta representa un desafío para mí? – Totalmente, he querido salir yo sola y no he podido, cada día me siento peor.
  • ¿Depende solo de mí alcanzarla? – Sí, solo depende de mí alcanzarla.
  • ¿Qué estoy dispuesta hacer para lograrlo? – Lo que sea necesario. Desde tener sesiones de coaching hasta ir a seminarios de autoayuda.
  • ¿Qué evita en este momento que lo logre? – Nada.
  • ¿Con qué recursos cuento? – Tengo varios, puedo leer libros, escuchar podcast, ir a charlas, recibir sesiones de coaching.
  • ¿Cuándo inicio? – En este mismo momento comienzo.
  • ¿Tengo mi plan de acción? – Sí, ya lo tengo.
  1. Que el miedo no te paralice:

Ahora que has trazado esa hoja de ruta para el año que está iniciando deberás comprometerte a trabajar en la ejecución atendiendo principalmente tu bienestar.

Los planes no tienen porque ser una acumulación de esperanzas o intenciones que no se corresponden con la realidad. La idea es que se conviertan en guía u orientación para las acciones que necesitas acometer para mejorar tu realidad.

Si aún así te cuesta dar los primeros pasos, puede que sea entonces el miedo al cambio lo que te esté frenando, sin duda, no se trata de presionar o adelantar etapas, un divorcio es un proceso de duelo como cualquier otro, lo sé porque yo también me divorcié. Así que en lugar de recriminarte te invito a reflexionar y evaluar tu situación actual y tu situación deseada.

Baja tus expectativas, de ser necesario, pero no renuncies a trabajar en un nuevo proyecto de vida. Si sientes que necesitas orientación personalizada contáctame y planifiquemos juntas el primer año de tu nueva vida. Tú también puedes volver a brillar.

2 comentarios en “Me divorcié, ¿cómo planifico mi año?”

  1. Excelente! Te cuento que aun no me estoy divorciando, pero hay una enorme diferencia tampoco estoy tratando de salvar ningun matrimonio, . Estoy enfocada en mi ,en encontrarme y descubrir en que parte o en que cosas deje de ser yo, en lo que quiero, lo que sueño, lo que ni de casualidad volvere aceptar, hacia donde quiero ir, ahora tengo metas y proyectos que me tienen motivada. Paso muuuuuucho tiempo de yo con yo y he leido muchisimo acerca de como decir no , lo limites saludables y la inteligencia emocional. Desde que hablamos empece a necesitar cambiar y lo estoy logrando ( poco q poco)( el pana se empieza a dar cuenta que ya nada es igual) Digamos que estoy preparando a mi yo interior para cualquier cosa . Este articulo me gusto porque me ayuda planificar mi proceso de reencontrarme . Y es muy cierto si yo cambio todo alrededor cambia, si no me respeto yo misma los demas menos lo van hacer. La gente sabe a quien jod…. y a quien no y bueno ya yo no soy del club de las que jod…. . Un abrazo fuerte y siempre agradecida por impulsarme a cambiar

    1. Pues permíteme FELICITARTE, por estar enfocada en ti. Conocerte y descubrirte día a día te permitirá tomar mejores decisiones de vida eso incluye tu vida de pareja. Ese día que me pediste ayuda, comprase un pasaje de no retorno, ayuda solo la piden las valientes y tú eres una de ellas. Un abrazo Mary y recuerda que estamos a un click.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Te has suscrito a mi boletín semanal?

Tu privacidad es importante para mí,  utilizo la información
que me proporcionas para ponerse en contacto contigo en relación con contenido y  servicios relevantes para ti. Puedes darte de baja para dejar de recibir este tipo de comunicaciones en cualquier momento. Si deseas obtener más información sobre la protección de tus datos en vidaliamora.com, consulta nuestra Política de Privacidad.

Mas Posts

Categorías